Jengibre

Publicado el
11 de
diciembre
,2018
Por am.chef

Todos hablan de lo importante que es tomar jengibre, pero ¿sabemos el por qué y cuáles son los beneficios que ofrece?

El jengibre es una planta medicinal, con propiedades antiinflamatorias, ayuda a combatir enfermedades respiratorias, artrosis, diabetes y problemas digestivos, además de que sirve para adelgazar, y también disminuye los dolores reumáticos y menstruales.

Lo que se usa generalmente es la raíz de esta planta, y podemos ir cortándola poco a poco para cosechar sólo lo que vamos a utilizar.

Es muy usada en té, y agregando unas gotitas de limón funciona como un medicamento natural para la gripa. Es también un gran aliado cuando padecemos de mareos o vértigo. Aunque no lo podamos creer, es un antidepresivo y reductor de estrés. Y bueno, no hay mejor aliado para una buena digestión que un poco de jengibre.

Y ¿quién no ha escuchado que alguien lo utilice como ayuda para adelgazar? Pero aquí sí debemos ser muy claros, si no lo acompañas de una dieta, el jengibre no tiene poderes mágicos, pero al acelerar el metabolismo y ser desinflamatorio, ayuda a bajar más rápido de peso, de la mano de una dieta controlada y ejercicio.

Hablemos un poco de su sabor, mucha gente sólo lo toma por los beneficios que aporta pero en realidad no le gusta mucho su sabor, a mí me encanta, es una planta que tiene un sabor como picante y es un gran ingrediente en la cocina y coctelería.

Es muy fácil hacer una infusión de jengibre y tengo que recomendarles usarlo siempre fresco, hoy en día lo encontramos casi en cualquier súper. Tiene un sabor muy muy fuerte, por lo que no se necesita mucho para hacer una infusión.

Les daré dos recetas, a algunos les acomodará una y a otros otra. Para las dos es necesario pelar bien el jengibre para que suelte más rápido su sabor. En la primera, pon en una taza grande agua hirviendo, y con un prensa ajos, aplasta un pedazo chico de jengibre, éste soltará todo el jugo y será una infusión rápida. La otra forma es partir un pedazo mediano de jengibre en rebanadas o cuadros y ponerlo a hervir en un litro de agua de 6 a 7 minutos para que el agua se infusiones con él, y después dejar reposar unos 5 minutos más. El jengibre en el refrigerador puede llegar a durar más de un mes.