LA HISTORIA DEL SANDWICH

Publicado el
04 de
noviembre
,2020
Por am.chef

Hoy es un día muy especial para celebrar, ¡el día mundial del sandwich! 

El sandwich es una de esas comidas que vemos en todas las formas posibles, desde un sencillo sandwich de jamón y queso que te hace tu mamá, hasta un sandwich de langosta que te comes en uno de los mejores restaurantes de las costas de Estados Unidos, un “French dip” o un sandwich de jamón serrano y queso cabrales… la imaginación es el límite y los sandwiches se han apoderado del mundo. 

Existen sandwiches dulces y salados y esto se le debemos a una persona específica que ha marcado nuestra historia. Prepárense, que para conocer el origen de este platillo tan versátil nos vamos a Sandwich en Inglaterra, lugar donde nació el Sandwich. 

En 1762, es cuando se da origen a este gran platillo, hoy tan popular. Se dice, que John Montagu, Conde de la ciudad de Sandwich en la época y un fanático de las cartas, estuvo 24 horas frente a una mesa jugando y para poder seguir jugando, solicitó que le sirvieran un pedazo de carne entre dos trozos de pan y que así pudiera comer con una mano.

Este es el momento en el que se “crea” el sandwich y él lo populariza. Entonces podemos ver que es un platillo inglés. A Estados Unidos llega hasta 1840 cuando una chef lo mete en uno de sus libros de recetas. Hoy se comen muchos sandwiches también con cubiertos y desde finales del siglo pasado, los sandwiches representaron más de una tercera parte de la comida rápida en el mundo. 

A lo largo del tiempo, han surgido recetas que se han vuelto muy populares en todas partes, no importa si se creó en Francia con ingredientes del país, todo el mundo los quiere probar. Ejemplos de esto son el clásico sandwich de “roast beef”, un buen “croque-monsieur” o con un huevo encima “croque-madame”, un tradicional “tuna melt”, pero no sólo pensemos en recetas si no en las adaptaciones que se han hecho en el mundo a partir de esta receta entre 2 panes, por lo que también se conoce como entrepan en muchas partes del mundo. “Tortas” en México, “arepas” en Venezuela, “bocadillos” en España, “choripan” en Argentina, “kebab” en Turquía, “gyro” en Grecia, “panini” en Italia… todos integrantes de la familia de los sandwiches. 

Este platillo puede ser tan sencillo o tan gourmet como nosotros queramos que sea. En Nueva York, podemos encontrar un sandwich que es reconocido como una “joya gastronómica” y es el sandwich más caro del mundo. Lo sirven en el café Serendipity 3 y lo llaman el “Quintaessential Grilled Cheese” y está hecho con pan francés que preparan con Don Pérignon y copos de oro, lo untan con mantequilla de trufa blanca y rellenan con queso “caciocavallo podolico”, un queso que se madura en cuevas naturales en Italia, y se acompaña con salsa de tomate y carne de langosta. Este grilled cheese sandwich se vende en 180 euros por unidad y dicen los expertos que es una experiencia que no se debe dejar pasar, ¿ustedes qué creen? 

Definitivamente el sandwich es parte de la historia de todos y uno de los platillos más disfrutables de la historia. Es un ideal como comfort food, un perfecto para una comida rápida, excelente para sentir el apapacho de mamá y papá y hasta un gran platillo para disfrutar de una comida o cena más elegante, simplemente debemos pensar en la forma de cocción del relleno y la gran calidad del pan, no se necesita más. 

Celebremos este día comiendo nuestro sandwich favorito, el mío es un gran “lobster roll” y el tuyo ¿cuál es?